Aceptación · Actitud positiva · Emociones · Equilibrio emocional · Sin categoría

“Así es como me siento”

mouth-1432107.jpg

“¿Qué tal si cuando no quieres, dices que no; cuando te hace daño, lo dejas; cuando necesitas pedir, lo pides; cuando quieres dar, se lo das; y cuando quieres llorar o gritar, lo dejas salir?

¡Y cuando estás contento, te ríes!

¿Qué tal si te quedas aquí y ahora, lo único real, en donde hay tanto que no requiere ni del pasado ni del futuro?”

Claudio Casas, << La paleta del pintor>>

 

¿Por qué ocultar la rabia, el enfado, la tristeza o la frustración? Si te sientes así en este momento, a causa de tu infertilidad y de no poder cumplir tu sueño de la maternidad, ¿por qué no manifestarlo? Estás en tu pleno derecho de hacerlo. Aun así, te recomiendo que no te dediques exclusivamente a expresar tus emociones más negativas, sino que también le dediques un tiempo a aquellas que te aporten bienestar.

Si expresáramos lo que en cada momento sentimos, sin tapujos ni vergüenzas, nos sentiriamos más libres. Si además cultiváramos pensamientos de aceptación y alegría, mejoraría nuestra estabilidad emocional. Cuando observamos nuestras emociones con curiosidad y escasa preocupación, podemos alcanzar el equilibrio interno.

En la vida ocurrirán acontecimientos que nos generarán sufrimiento y serán inevitables, como puede ser el momento por el que estás pasando actualmente, tu diagnóstico de infertilidad, una pérdida, un fracaso en tu tratamiento. Será más fácil pasar por ello, si te permites expresar los sentimientos y las emociones que en ti se han despertado. No tengas miedo a encontrarte de frente con tu problema, míralo cara a cara y si es necesario dolerte por ello, concédete esa oportunidad.

Hay veces que nos pesa mucho la mochila que portamos a nuestras espaldas, llevamos mucha carga acumulada, y tratamos de acarrear también con las mochilas de las personas que nos importan, de los más cercanos, de nuestros padres, de nuestra pareja, de nuestros amigos… pero ellos son adultos, lo mismo que tú, y es fundamental que cada uno sepamos manejar nuestras propias circustancias. Si no puedes en este momento hacerte cargo de la mochila de quienes te importan, ¿por qué no hacérselo saber? Siempre existe una forma de decir las cosas, asertivamente, mostrando consideración por los que te importan, y al mismo tiempo dejando claro, que tal vez, éste no sea el momento de poder prestarles tu ayuda. Estoy convencida de que lo entenderán.

No pierdas el contacto con tus emociones, con las que te duelen y con aquellas que te aportan ilusión, satisfacción, alegría…

Es fundamental darte cuenta de lo que está pasando en este preciso momento, sin juzgar si es bueno ni malo. Porque cuando la realidad no nos gusta (o así lo interpretamos), luchamos contra ella, desconectándonos de lo que está sucediendo aquí y ahora. Miramos para otro lado por miedo al sufrimiento que esa realidad nos pueda ocasionar. Cuanto mayor es el grado de inconsciencia y desconcexión, mayor es el nivel de inestabilidad afectiva. Por ello, es importante desarrollar la conciencia de la emoción y ver la mejor manera de expresarla.

Es imprescindible dedicarte un tiempo a ti misma, a conocer tus emociones y aprender a manifestarlas.

Si crees que este post puede ayudar a otras personas, puedes compartirlo en las redes sociales.

Gracias por compartir.

Olivia de Prado

 

Un comentario sobre ““Así es como me siento”

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s